Aunque los ensayos Western Blot o ELISA estén basados en una interacción antígeno-anticuerpo y su principal finalidad sea la de detectar una determinada proteína de forma específica a partir de una muestra, ambos inmunoensayos presentan marcadas diferencias.

Estas diferencias pueden traducirse tanto en ventajas como en inconvenientes que es necesario conocer para seleccionar la técnica que nos vaya a dar la información que estamos buscando en el contexto de nuestra investigación.

En esta entrada os traemos un resumen de los casos en los que será más conveniente decantarse por la técnica Western Blot o ELISA. Pero antes, veamos las similitudes y diferencias entre ellas:

 

Similitudes y diferencias entre Western Blot o ELISA

 

1.- Western Blot o ELISA: similitudes

  • Tanto el Western Blot como el ELISA son inmunoensayos.
  • Ambos métodos están basados en la reacción antígeno-anticuerpo.
  • Son experimentos de naturaleza analítica.
  • Se utilizan para detectar biomoléculas como proteínas, enzimas, hormonas, etc.

 

2.- Wester Blot o ELISA: diferencias

  • Analito que detectan
    • Western Blot: principalmente antígenos presentes en la muestra.
    • ELISA: anticuerpos o antígenos presentes en la muestra.
  • Tiempo de ejecución del experimento
    • Western Blot: alto consumo de tiempo.
    • ELISA: técnica de ejecución muy rápida.
  • Número de muestras por experimento
    • Western Blot: solo pueden analizarse un número muy limitado de muestras por experimento.
    • ELISA: pueden analizarse multitud de muestras de manera simultánea utilizando placas de 96 pocillos, y el uso de lectores de placas permite un screening de alto rendimiento.
  • Cuantificación del analito
    • Western Blot: es un método semicuantitativo.
    • ELISA: es un método cuantitativo que permite conocer la cantidad de analito presente en la muestra de manera precisa.
  • Presentación de los resultados
    • Western Blot: permite obtener fotografías para presentar los resultados.
    • ELISA: Los resultados son lecturas numéricas, y no pueden presentarse en formato de imagen.
  • Complejidad de la técnica
    • Western Blot: técnica relativamente compleja que precisa la estandarización del proceso completo.
    • ELISA: técnica más sencilla que puede llevarse a cabo con éxito incluso por personal menos experimentado.
  • Coste
    • Western Blot: Requiere el uso de varios reactivos químicos, geles, etc., que hacen que el coste resulte elevado.
    • ELISA: comparativamente, el coste es menor, también debido a la cantidad de muestras que pueden analizarse en un único experimento.

 

Cómo elegir entre Western Blot o ELISA

Teniendo en cuenta las características, ventajas y diferencias que acabamos de mencionar, podemos extraer algunas conclusiones que nos ayudarán a decantarnos por un inmunoensayo Wester Blot o ELISA:

1.- ¿Cuándo hacer un Western Blot?

  • Cuando se cuenta con un reducido número de muestras.
  • Cuando se quiere determinar el peso molecular de la proteína.
  • Cuando se quieren observar cambios en el peso molecular debidos a modificaciones postraduccionales.
  • Cuando se quiere estudiar la degradación de una proteína para determinar la calidad de una muestra.
  • Cuando el anticuerpo que se vaya a utilizar solo reconozca epítopos lineales, y por lo tanto la proteína deba estar desnaturalizada para que pueda identificarlos.
  • Cuando existen dudas sobre la especificidad del anticuerpo, y se quiere confirmar que no reconocerá otras bandas diferentes a la que se corresponda con el peso molecular de la proteína diana.
  • Cuando el tiempo no es un factor limitante.

 

2.- ¿Cuándo hacer un ELISA?

  • Cuando se cuenta con un número elevado de muestras a analizar.
  • Cuando se quiere no solo detectar la presencia de una determinada proteína, sino también cuantificarla.
  • Cuando el anticuerpo reconozca un epítopo conformacional.
  • Cuando el tiempo es un factor limitante.
  • Cuando se tiene menos experiencia o no se dispone del tiempo para poner a punto un ensayo, debido a la gran oferta actual de kits ELISA comerciales con protocolos de experimentación ya optimizados. (Os recordamos esta entrada sobre Qué características buscar en un kit ELISA)

 

No siempre es sencillo decantarse por hacer un Western Blot o ELISA en el transcurso de una investigación. Esperamos que esta entrada os haya resultado aclaratoria y os sirva de ayuda para seleccionar la técnica que mejor se ajuste a vuestro proyecto de investigación.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

CERRAR

Pin It on Pinterest

Share This