Esta semana os traemos una guía rápida con consejos sencillos y concretos para solucionar problemas en ELISA de manera fácil.

No se obtiene coloración

  1. El protocolo no se ha seguido correctamente
    • Comprobar que se han seguido todos los pasos y en el orden correcto
  2. Problemas con el conjugado y/o el sustrato
    • Comprobar que se ha añadido el sustrato y que el conjugado utilizado es correcto
  3. Interacciones con azida sódica
    • Evitar los buffers de lavado que la contengan

Baja intensidad de la señal

  1. Longitud de onda incorrecta
    • Configurar la longitud de onda adecuada para medir la señal
  2. Tiempo de incubación insuficiente
    • Optimizar los tiempos de incubación
  3. Cantidad de anticuerpo insuficiente
    • Utilizar una mayor concentración de anticuerpo e incubarlo durante el tiempo recomendado
  4. Temperatura de los reactivos demasiado baja
    • Comprobar que tanto el laboratorio como las placas y el resto de los reactivos no se encuentren a una temperatura demasiado baja
  5. La proteína diana está presente a una concentración muy baja en la muestra
    • Incrementar la cantidad de muestra o utilizar reactivos de detección con mayor sensibilidad

Alto ruido de fondo

  1. Sobreincubación con el sustrato
    • Reducir el tiempo de incubación
  2. Concentración de anticuerpo demasiado alta
    • Reducir la concentración de anticuerpo
  3. Tiempo de bloqueo insuficiente
    • Incrementar el tiempo de bloqueo o probar con soluciones de bloqueo diferentes
  4. Contaminación del control negativo
    • Extremar el cuidado al pipetear para evitar la contaminación con otras muestras o reactivos del ensayo
  5. Lavado insuficiente de las placas
    • Comprobar el número de lavados y el volumen de solución de lavado (al menos 400uL/pocillo)
  6. Incubación con el sustrato en ausencia de oscuridad
    • Colocar la placa en oscuridad inmediatamente después de añadir el sustrato
  7. Sustrato degradado
    • Comprobar que el sustrato no presenta color antes de ser añadido a la placa

Baja reproducibilidad

  1. Variación en los tiempos de incubación
    • Mantener los mismos tiempos de incubación para todas las placas
  2. Variación en el número de lavados
    • Aplicar el mismo número de lavados a todas las placas
  3. Errores al pipetear
    • Extremar el cuidado al cargar la muestra y evitar la formación de burbujas en los pocillos
  4. Variaciones en la temperatura de los reactivos
    • Asegurar que tanto los reactivos como los controles y las muestras se encuentran a la misma temperatura
  5. Revestimiento desigual
    • Comprobar el procedimiento de revestimiento y utilizar placas adecuadas

Entradas relacionadas:

NEWSLETTER ¡No olvides suscribirte a nuestra newsletter aquí para recibir las actualizaciones semanales de este blog de investigación y anticuerpos! 

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies

Pin It on Pinterest

Share This